Estos vestidos vaporosos de seda, algo hippie pero diferentes y con nuestra piel ya dorada por el sol, es la mezcla perfecta para un look atípico, pero no por ello menos bello. Atrévete con este outfit. Un beso amigas, hasta el próximo día.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.